Dulce Placer


Fotografía por Abril Macías

Fotografía por Abril Macías

 

Tradición e identidad


 

¿Qué es ser ecuatoriano? Saber que la “caca de perro” es un dulce casero o tomar colada morada en Noviembre, entre otras cosas. Durante nuestra visita a Dulce Placer fue muy grato encontrar sabores que traducen fielmente nuestra identidad; tener a la mano  la experiencia de un helado de colada morada, por ejemplo, puede llegar a ser un trabajo difícil y qué decir del ya nombrado sabor de “caca de perro”, que tiene pedazos de tostado. Está también el helado de chapo, que es una mezcla de máchica y chocolate, el levanta muertos que combina borojó, aguacate y almendras (y que se conoce por curar hasta el peor de los  chuchaquis ), o el de morocho, que es cremoso y envolvente, exactamente como la bebida.

Los licores ecuatorianos también están presentes: caña manabita, pájaro azul, norteño son algunos cócteles que probablemente te dejarán, como se dice aquí, ‘picado’. Dulce Placer empieza su historia en 2011 como una necesidad de su propietaria por reconectarse con sus raíces después de haber pasado más de una década fuera del país. Es una heladería que se destaca por traer a nuestro alcance sabores con identidad ecuatoriana. Su repertorio cuenta con una  gama de al menos quinientos sabores. l objetivo es sintetizar y preservar el registro gastronómico de nuestra tierra. Por eso, no resulta sorprendente descubrir que el Ministerio de Turismo haya reconocido a Dulce Placer como Patrimonio Gastronómico de la ciudad de Quito.

 


 

La heladería se encuentra en el segundo piso de la casa 925, en la representativa calle de La Ronda. Manteniendo el ambiente colonial, el local es pintoresco y lleno de luz. Un par de balcones con mesas te invitan a disfrutar tu helado desde ahí, junto con la música de algún artista en la calle o el eco de las conversaciones de la gente que transita por ahí. Aquí al helado lo puedes acompañar con la típica quesadilla o barquillos. Lo más característico es el cono o tulipán, pero también tienen vasito.

El menú ofrece la posibilidad de armar copas con varios sabores y muchos toppings. Dulce Placer puede encontrarse en varios lugares:  La Ronda, en la calle Guayaquil, en el Valle de los Chillos y en las Kombis heladeras que utilizan para realizar eventos. Dulce Placer es acogedor y perfecto para compartir con amigos y familia un fin de semana de paseo por el Centro Histórico o solo escaparse a disfrutar sus famosos sabores.


DULCE PLACER

Contacto

(02) 233-0358

Instagram @heladosdulceplacer

Horario

Lun-Vier 10:00 - 18:00

Sáb 10:00 - 21:00

Dom 10:00 - 19:00